Durante los últimos meses, en los barrios de toda Venezuela ha empezado a desarrollarse una nueva experiencia de participación popular a propuesta del Presidente Chávez: los Consejos Comunales. Para sectores importantes de las bases revolucionarias, Durante los últimos meses, en los distintos barrios y parroquias del país ha empezado a desarrollarse una nueva experiencia de participación y organización popular: los Consejos Comunales. Tras el llamado del Presidente Chávez a constituir estos organismos, la aprobación de la ley que desarrolla los Consejos, y la decisión de dotar a los mismos de financiación para que las propias comunidades organizadas en asamblea gestionen estos recursos y elaboren proyectos aprobados por ellas mismas, los Consejos Comunales han comenzado a extenderse por todo el país.

Como ya ocurriera con otras experiencias de organización popular nacidas a lo largo de este proceso revolucionario (Círculos Bolivarianos, UBEs,...) los Consejos Comunales, para sectores importantes de las bases del movimiento bolivariano, representan una nueva esperanza y un camino para intentar construir una nueva institucionalidad revolucionaria que permita, a partir de las asambleas y las organizaciones populares de base, sustituir al viejo aparato estatal creado por el capitalismo y avanzar hacia un genuino socialismo.

Frente a ello, los sectores reformistas que existen dentro del movimiento bolivariano, intentan limitar estos nuevos organismos de participación y organización a una suerte de “presupuestos participativos a la venezolana”, intentando limar y distorsionar los objetivos revolucionarios del proyecto y convertir el mismo en un mecanismo no para la transformación revolucionaria del sistema sino para la integración de sectores del movimiento popular de base al mismo.

Como en otros muchos aspectos de este proceso revolucionario, será la lucha concreta entre los sectores revolucionarios y reformistas la que decida el resultado final de este proyecto. En próximos artículos analizaremos con más detalle el desarrollo de los Consejos Comunales y presentaremos las propuestas de la CMR para impulsar los mismos hacia un modelo socialista.

Hoy, publicamos la entrevista que sobre el desarrollo de los Consejos realizó recientemente el dirigente de la CMR William Sanabria a Leonardo Chirinos, Coordinador del Instituto Metropolitano de Desarrollo del Poder Popular en Petare, uno de los barrios populares más populosos y combativos del Distrito Capital y de toda Venezuela. Una de las tareas fundamentales de Leonardo es impulsar la organización de los Consejos Comunales en esta zona de Caracas. Leonardo milita, además, desde hace varios meses en la CMR.

William Sanabria: Explícanos cómo se organizan y cuáles son los objetivos de los Consejos Comunales.

Leonardo Chirinos: Los Consejos Comunales son en estos momentos el instrumento organizativo social más avanzado del mundo porque reúnen a todas las fuerzas sociales vivas de un sector determinado de la comunidad. Durante este proceso revolucionario se han desarrollado toda una serie de organismos de participación popular que hasta ahora estaban dispersos e inconexos, el Consejo Comunal intenta agrupar a los Comités de Tierras Urbanas (CTU,s),Comités de Salud, Casas de Alimentación, Unidades de Batalla Electoral -UBEs-(posteriormente convertidos en algunos casos en Unidades de Batalla Endógena y Social), Mesas Técnicas de Agua y Energía, etc.

La composición del Consejo Comunal se dividiría en tres partes. En primer lugar un órgano ejecutivo conformado por tantos voceros como Comités, Agrupaciones Sociales, etc. existan en ese sector del barrio. Por ejemplo, un vocero por los Comités de Tierras, otro por los Comités de Salud, etc. En segundo lugar estaría una unidad financiera, que funcionaría bajo el modelo de cooperativa y que se denominará Banco Comunal. Para gestionar este aspecto se elegiría a cinco voceros. La tercera parte es la contraloría social: también se compone de 5 voceros. Se trata de cinco miembros de la comunidad de reconocida solvencia moral que serían elegidos en asamblea por sus propios vecinos para formar parte de este órgano de control.

Todos estos voceros son elegibles y revocables en todo momento. Los voceros de, por ejemplo, un CTU no son elegidos únicamente por los miembros del CTU, estos los proponen a la Asamblea de vecinos de todo el sector y esta los ratifica o puede elegir a otras personas que considere más adecuadas.

WS: ¿Cómo se desarrolla el proceso?

LCh: El primer paso es hacer un primer contacto con miembros de la comunidad. Se constituye entonces lo que se denomina un Comité Promotor Provisional, el cual se encarga de convocar una Primera Asamblea Informativa. En esa primera asamblea, nosotros (el Instituto Metropolitano para el desarrollo del Poder Popular, dependiente de la Alcaldía Metropolitana) damos una charla explicando todo lo relacionado con los Consejos Comunales. En esa primera asamblea informativa se elige un Comité Promotor, que puede ser un nuevo Comité o el Comité Promotor Provisional que ha organizado la asamblea si es ratificado por los participantes. Este Comité Promotor debe encargarse de realizar el censo socioeconómico de la comunidad y de otros aspectos: desde censar a los vecinos que habitan en ese sector hasta determinar las necesidades económicas y sociales del mismo y convocar las asambleas siguientes.

En la siguiente asamblea, si se encuentra presente el 10% de los censados en el sector correspondiente, se procede a elegir la Comisión Electoral, se hace público el censo y se convoca una nueva asamblea para elegir el Consejo Comunal. El último paso es la elección de los voceros que antes comenté. Como dije, la Asamblea elige un vocero por cada CTU, UBE, Comité de Salud y demás organismos de participación popular censados en el sector y cinco voceros para la unidad financiera y otros cinco para el organismo contralor. Todos ellos componen el Consejo Comunal y como antes explicaba deben responder ante las siguientes asambleas y pueden ser revocables en todo momento.

WS: ¿La creación de los Consejos Comunales se limita a cada sector o está contemplada la creación de Consejos Comunales Parroquiales, Municipales, Estadales o incluso de un Consejo nacional de Consejos Comunales?

LCh: Por el momento la fase que estamos desarrollando es esta que explicaba de constituir los Consejos Comunales en cada sector. La participación en las asambleas, al menos en las que yo he participado, oscila entre 100 y 200 personas según los sectores. Una vez constituidos los Consejos Comunales por sectores estos deberían elegir a los Consejos Parroquiales. Cada Consejo Comunal debe mandar al menos un vocero al Consejo Parroquial pero aún no está establecidaza metodología concreta. A su vez estos Consejos de cada Parroquia, conformados por los voceros elegidos por cada Consejo Comunal, deberían elegir a los Consejos Locales de Planificación Pública (CLPP), que son los que deciden la planificación del municipio.

WS: Pero los CLPP ya existían y en la práctica nunca han funcionado. Además, su función era básicamente consultiva…

LCh: Si, antes eran organismos consultivos y nunca tuvieron el desarrollo que se quería. Ahora la idea es que tengan otro carácter y cambiar las leyes para que tengan la mayoría dentro de los CLPP las comunidades. En todas estas cuestiones, que en gran parte están aún en desarrollo, es dónde vamos a ver una lucha entre las concepciones reformistas y revolucionarias. De hecho muchos de los Consejos Locales de Planificación habían sido en la práctica elegidos a dedo o mediante reuniones con muy baja participación, organizadas desde arriba sin un trabajo de preparación previa y organización de las bases como el que ahora se propone.

Te pongo un ejemplo de lo que se está planteando para los nuevos CLPP. El Consejo Metropolitano de Planificación Pública del Distrito Capital estaría compuesto por 119 personas. De ellas 60 personas serían elegidas por lo que, se llama (aunque ese nombre no me gusta nada), la sociedad civil. De ellos 20 los nombrarían instituciones como Universidades, se habla de organizaciones de empresarios, etc. Pero el resto, es decir: 40 serían elegidas y revocables por los Consejos Parroquiales, cada parroquia elegiría un vocero con la excepción de las más populosas (como Petare o la Parroquia Sucre del Municipio Libertador, que tendrían cuatro). Los otros 59 miembros los integrarían el Alcalde y los Concejales Metropolitanos, los alcaldes de cada Municipio del Distrito Capital, los Presidentes de las Cámaras Municipales (órganos legislativos locales) y los Presidentes de cada Junta Parroquial. Con ligeras variaciones, un esquema parecido es el que regiría para los Consejos Estadales de Planificación

WS: Estos últimos órganos parecen el resultado de un intento de conciliar la estructura de base que antes comentabas que –ejecutada correctamente- podría ser un paso adelante hacia la creación de una nueva institucionalidad revolucionaria con las estructuras del estado actualmente existentes. Sin embargo, toda la historia de las revoluciones –y el propio desarrollo de la revolución bolivariana hasta ahora- no hacen sino confirmar que es imposible que una institucionalidad revolucionaria basada en la democracia directa, las asambleas de trabajadores, campesinos y demás explotados, la elegibilidad y revocabilidad de todos los cargos no puede convivir con las viejas estructuras del estado burgués creadas por los capitalistas. Estas tienden a trancar y sabotear todas las iniciativas revolucionarias y en última instancia intentarán imponerse y aplastar cualquier intento de los oprimidos de tomar verdaderamente el poder. En nuestra opinión esta contradicción sólo se puede resolver organizando un aparato estatal revolucionario basado en Consejos de voceros elegibles y revocables en cada centro de trabajo, barrio,etc. que se coordinen a nivel parroquial, local, estadal y también nacional.

LCh: Estoy de acuerdo. Esto último que dices no de un Consejo Nacional elegido por los Consejos Comunales desde la base no está contemplado en el proyecto y como decía antes el propio desarrollo del proyecto no está totalmente definido, va a ser una lucha entre las concepciones revolucionarias y reformistas. Ahí , para mi, la clave está en el adoctrinamiento, la formación ideológica, y el aporte de nosotros los marxistas debe ser clave explicando las ideas del marxismo respecto al estado, la economía, etc.

WS: Como sabrás, la experiencia de los Presupuestos Participativos de Porto Alegre que aquí algunos sectores que se dicen revolucionarios e incluso marxistas invocan como un ejemplo a seguir, fue en realidad bastante desastrosa. La propia derecha agarró la experiencia , inicialmente propuesta por sectores que se decían marxistas aunque en realidad habían degenerado en líneas reformistas, y la ha extendido a otras ciudades gobernadas por ella. Además de que era algo limitado a la esfera local, la participación se limitaba a repartirse entre las distintas organizaciones populares, vecinales, etc. una parte ínfima del Presupuesto. Al final, el resultado ha sido que los capitalistas siguen determinando en qué se gasta la riqueza que generan los trabajadores y los explotados todos del Brasil, ellos elaboran los presupuestos, como siempre, en su exclusivo beneficio y dan unas migajas para que las organizaciones populares de base se peleen por ellas. En Porto Alegre esto supuso prácticamente la destrucción de la organización popular de base: una parte de los dirigentes fueron cooptados a las estructuras gerenciales del propio aparato estatal burgués, es decir: comprados, otras organizaciones se dividieron peleando por “un poco más de dinero para mi farola y un poco menos para tu parque” y el sector más combativo intentó luchar contra esta situación.

L Ch: Eso está pasando. Peleas entre sectores por quien compone la unidad financiera y tiene más voceros, en qué se gasta el dinero, etc. Yo creo que el Presidente no quiere eso, pero ve también el peligro y está buscando un modo de evitarlo. Ha planteado que ningún proyecto que se conceda puede pasar de una determinada cantidad (30 millones) para evitar que haya gente que participe con el objetivo de enriquecerse y también alertaba recientemente contra una concepción asistencialista del proyecto. La idea no es que con el dinero que recibe el Consejo se construya una acera, se ilumine una zona insegura, etc. Esa tarea no debe ser para la unidad financiera, el Banco Comunal, sino para el equipo contralor y los otros voceros. Ante esa falta de infraestructuras lo que hay que hacer –como ha dicho en más de una ocasión el Presidente- es movilizarse y exigir a tal o cual Alcaldía, Gobernación o Ministerio la obra correspondiente. La financiación económica entregada a los Consejos Comunales tiene por objetivo impulsar la creación de microempresas y cooperativas que ayuden a combatir el desempleo y la informalidad bajo control de toda la comunidad y mediante proyectos útiles a la comunidad. El Presidente Chávez está intentando a través de los Consejos Comunales avanzar hacia el control obrero y popular y hacia una nueva institucionalidad revolucionaria pero el problema es que no todos los que participan en la dirigencia de este proceso, digan lo que digan, están igual de claros en eso ni comparten esa misma concepción.

WS: Otro aspecto fundamental es el papel protagónico que por su papel en la producción y la economía debe tener la clase obrera en la construcción del socialismo. Desde la CMR hemos analizado que una de las causas de que las UBEs- que tenían todo el potencial para desarrollarse como embriones de ese nuevo estado revolucionario controlado por los trabajadores y los demás explotados que necesita la revolución para avanzar rumbo al socialismo- no lo hayan hecho es que .además de que se limitaron ala coyuntura electoral, estaban basadas unicamente en las comunidades y no en los centros de trabajo.
L Ch: Sí, el protagonismo de la clase trabajadora en la dirección de la revolución es decisivo para poder construir el socialismo. Como marxista estoy de acuerdo en ese planteamiento y esa debe ser nuestra tarea ante el debate sobre el socialismo abierto por Chávez y ante propuestas concretas que ha hecho el Presidente como la cogestión revolucionaria, Los Consejos Comunales… Luchar contra los intentos reformistas de desvirtuar el carácter revolucionario de estas propuestas, darles un contenido revolucionario y socialista y formar a las bases revolucionarias en las ideas del socialismo marxista.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Novedades por email

Si quieres recibir las novedades de nuestra web, ingresa tu correo acá;:

Columna: Juventud Marxista

  • Columna: Juventud Marxista n° 18

    Sobre las clases sociales Uno de los temas más tergiversados por los ideólogos de la burguesía es la “dictadura del proletariado”. Ya que, siendo ellos “fieles defensores de la democracia”, se...

    Leer más...

  • Columna: Juventud Marxista n° 17

    Reformismo o Revolución Las tesis reformistas, plantean la posibilidad de ir derrotando paulatinamente al capitalismo, reforma tras reforma, avanzando “lento y seguro”. Se analiza de esta forma a la...

    Leer más...

  • Columna: Juventud Marxista n° 16

    Ser marxista es ser radical La sociedad capitalista es como un río crecido que corre con fuerza hacia la derecha, arrastrando todo a su paso, y la humanidad es una balsa que flota a la deriva sobre...

    Leer más...

  • Columna: Juventud Marxista n° 15

    El Ecosocialismo, una falsa esperanza “verde” Luego de la caída de la Unión Soviética, la incertidumbre, el miedo, y la desconfianza a sus propias ideas, invadió a un grupo de “renombrados...

    Leer más...

  • Columna: Juventud Marxista n° 14

    ¿Qué es la lucha de clases? La burguesía en su afán de derrotar al movimiento obrero revolucionario internacional, por más de 150 años se ha encargado de tergiversar al marxismo, siendo esta la...

    Leer más...

  • Columna: Juventud Marxista n° 13

    El papel del arte en las juventudes Por insignificante que parezca, se nos hace imposible concebir un mundo sin arte, ya que este está presente en un sin numero de aspectos de nuestra vida...

    Leer más...

Europa

 
 
 

Buscar

Entrevistas a Jorge Martin - Manos Fuera de Venezuela

Programa "La Patria Nueva" - Radio Nacional de Venezuela - Jueves 26 de Junio

Programa "Duélale a Quien le Duela" - Radio Nacional de Venezuela - Viernes 27 de Junio

Programa "La Ventana" - Radio Alba Ciudad - Viernes 27 de Junio

Periódico Lucha de Clases

Clásicos del Marxismo

Marxismo Actual

La CMI en Latinoamérica

Secciones de la Corriente Marxista Internacional en Latinoamérica.